Jacob Samuel-Ubicación del hotel

Adéntrese en el corazón del Viejo Norte de la ciudad y sintonícese con la energía de la calle Dizengoff, uno de los bulevares legendarios de Tel Aviv, que se extiende por 3 km en paralelo a la costa mediterránea. El hotel Jacob Samuel está ubicado a solo 250 metros de la playa Hilton, lo que aporta el complemento perfecto para disfrutar de la experiencia de mar y sol de Tel Aviv junto con el ambiente cultural y comercial propio de ella.
Yendo hacia el sur llegará a “Habima”, el teatro nacional de Israel, y al Auditorio Bronfman adyacentes a él. Hacia el norte encontrará el bullicioso puerto de Tel Aviv con su plétora de restaurantes y tiendas. A pocos pasos del hotel podrá disfrutar de una lujosa experiencia de shopping en las boutiques y centros comerciales de Dizengoff, con puestos de frutas y tiendas de comida local por todas partes. Toda la calle Dizengoff invita a turistas y lugareños a disfrutar de un zona cultural y de entretenimiento única que incluye docenas de cafés, restaurantes de todo tipo y estilo, clubes nocturnos y bares.

Dizengoff

Esta célebre calle situada justo al norte del puerto deportivo de Tel Aviv y la Playa Hilton, ofreciendo algo para cada amante de playas, se encuentra a solo una corta y fácil caminata del Jacob Samuel Hotel. Reconocida como la playa de la ciudad para la comunidad gay y con su tan particular energía, la playa Hilton Beach es uno de los mejores lugares para experimentar la atmósfera de “vivir y dejar vivir” de Tel Aviv. La playa de Hilton Beach también es accesible para sillas de ruedas, e incluso cuenta con una silla diseñada para permitir el acceso al mar a los huéspedes con discapacidades físicas. Además, el club de surf del lugar ofrece clases de varios deportes acuáticos, como surf, windsurf y kayak.
Tras un corto paseo hacia el norte a lo largo del paseo marítimo llegará al puerto de Tel Aviv, donde bullen las actividades durante todo el día, y donde podrá unirse a los corredores y caminantes o alquilar una bicicleta para hacer ejercicio en el paseo marítimo, lejos del tráfico y el ruido urbano. Siéntese en una cafetería local, tome un espresso y disfrute de la brisa marina. Observe a los pescadores, disfrute haciendo algunas compras, recorra el exclusivo mercado de alimentos del puerto, deléitese con una excelente comida en uno de los restaurantes o resto-pubs del puerto, inscríbase en el tour gratuito del puerto que se realiza todos los martes por la mañana, o participe en las clases de yoga gratuitas los viernes por la mañana. Si tiene suerte, su visita puede coincidir con uno de los muchos festivales que se celebran en el puerto de Tel Aviv. Si continúa caminando hacia el norte llegará al Parque Hayarkon, una de las principales áreas verdes de Tel Aviv, con una gran variedad de actividades al aire libre.
X